Lailatul Qadr (La Noche Del Decreto): El Descenso De Yibril ('Aleihis Salám) Y La Complacencia De Alláh

Hadith Número Tres

Anas (radialláhu 'anhu) narra que Rasúlulláh (sallalláhu 'aleihi wa sallam) dijo: "En la noche del Qadr, Yibril ('aleihis salám) desciende a la tierra con un grupo de ángeles implorando bendiciones sobre todos los siervos de Alláh que se encuentran ofreciendo actos de adoración a Alláh. Luego, en el día del 'id, Alláh se enorgullece de ellos frente a sus ángeles, diciendo: ""¡Oh ángeles! ¿Cuál es la recompensa para el sirviente que ha cumplido bien con su trabajo?", ellos responderán "¡Oh Señor Nuestro! Su recompensa debe ser completa",entonces Alláh responderá: ;Oh ángeles míos! Mis siervos y siervas han cumplido con su obligación, luego se han dirigido al lugar de oración y han elevando sus voces en oración hacia Mí. Juro por Mi Honor, por Mi Gracia y por Mi Grandeza, que responderé sus súplicas". Entonces dirá Alláh: (dirigiéndose hacia las personas) ¡Regresen! He perdonado vuestros pecados y transformado sus faltas en buenas obras". Rasúlulláh (sallalláhu ‘aleihi wa sallam) dijo: "Aquellos que regresan del lugar de oración han sido perdonados".

Comentario

La venida de Yibril (‘aleihis salám) con los ángeles ha sido narrada en el Corán y también en otros ahádith. En el último hadith de este libro, una mención detallada se hace sobre Yibril ('aleihis salám), quien ordena a los ángeles que se dirijan a los hogares de las personas que están adorando en dhikr u otra 'ibádah para que estrechen sus manos. Ha sido narrado en el libro "Gáliatul Mawáidh" de Al Guniah, del Sheij Abdul Qádir Yiláni (rahmatulláhi ‘aleihi) que se narra en un hadith de Ibn 'Abbás (radialláhu `anhuma) que los ángeles se dispersan por orden de Yibril ('aleihis salám) para ir a cada casa, grande o pequeña, en la selva o en un barco, en donde haya un creyente adorando a Alláh Ta'álá y estrechar sus manos. Sin embargo, no entrarán en algunas casas, por ejemplo donde haya perros o cerdos, donde alguien se encuentre en estado de yanábah (impureza ritual mayor) por causa del adulterio o fornicación o en las casas donde se encuentren imágenes de personas o animales.

¿Qué lamentable es que en las casas de muchos musulmanes, los ángeles no puedan entrar, porque hay en ellas imágenes de personas o animales, aunque sólo estén ahí por adorno? Sólo por causa de una sola imagen que haya sido puesta por alguien en la casa, esta será un medio por el cual, no sólo quien la puso, sino que cada persona del hogar, estará privada de los ángeles de la misericordia.

Se encuentra usted aquí