La Resurrección Después De La Muerte

Todo hombre sabe con certeza que la muerte es inevitable. Pero, ¿cuál es su destino después de la muerte? ¿Será feliz o des­dichado?

Muchas personas y pueblos del mundo creen que serán resucitados después de la muerte y que se les llamará a rendir cuentas por sus acciones; que obtendrán una buena recompensa si hacen el bien y un castigo si hacen el mal. Este tema, la Resurrección y el Juicio Final, está confirmado por la razón firme y apoyado por las Leyes Divinas. Se basa en tres principios fundamentales:

  1. La confirmación del conocimiento perfecto del Señor, Glorificado sea.
  2. La confirmación de Su perfecta Omnipotencia.
  3. La confirmación de Su perfecta Sabiduría.

Existen muchas evidencias textuales y lógicas sobre la confirmación de la resurrección después de la muerte, algunas de las cuales son:

1. Obtener evidencia de la resurrección de los muertos a través de la creación de los cielos y la tierra. Dice Allah:

“¿Acaso no ven que Allah, Quien creó los cielos y la Tierra sin agotarse en nada, tiene poder para resucitar a los muertos? Ciertamente Él tiene poder sobre todas las cosas.” Corán 46:33.

También dice:

“¿Acaso Quien creó los cielos y la Tierra no podrá crearlos nuevamente? ¡Sí! [pues tiene poder para ello] Y Él es el Creador, Omnisciente.” Corán 36:81.

2. Obtener evidencia de la capacidad que tiene Allah para reproducir la creación una vez más a partir de Su capacidad de originar la creación sin ningún ejemplo previo. Por lo tanto, Él, Que puede hacer existir una cosa también puede reproducirla nuevamente. Allah, Alabado sea, dice:

“Él es Quien origina la creación y luego la reproduce, y ello Le es aún más fácil [que crear por primera vez]. A Él pertenecen los más sublimes atributos en los cielos y en la Tierra, y Él es Poderoso, Sabio.” Corán 30:27.

Y también dice:

“y [este incrédulo] nos propone ejemplos olvidando cómo ha sido creado y dice: ¿Quién dará vida a los huesos cuando estén ya carcomidos? Dile [¡Oh, Muhammad!]: Les dará vida Quien los creó por primera vez; pues Él tiene conocimiento de todo.” Corán 36:78-79.

3. Él creó al hombre con la mejor y más perfecta forma. Lo dotó de extremidades, poder y características; de carne, huesos, venas y nervios; de herramientas, ciencias, deseos y capacidades. En todo esto se encuentra la evidencia de Su capacidad de resucitar a los muertos.

4. Obtener pruebas de Su capacidad de resucitar a los muertos en el Más Allá a partir del hecho de que Él resucitó distintos muertos en esta vida. Se han narrado diversas historias sobre esto en los Divinos Libros que Allah les reveló a Sus Mensajeros. Un ejemplo de esto fue cuando resucitó a los muertos con el permiso de Allah a través de los Profetas Abraham y Jesús, la paz sea con ellos, entre muchos otros.

5. Obtener evidencias de Su capacidad de resucitar a los muertos a partir de Su capacidad de reproducir cosas similares a las escenas del Día de la Congregación y la Resurrección, como:

a. Allah creó al hombre a partir de una gota de esperma que tiene elementos de todo el resto del cuerpo, entonces si estos elementos se dispersaran luego de la muerte, ¿qué le impediría a Allah unirlas una vez más? Dice Allah:

“¿Acaso no reparáis en lo que eyaculáis? ¿Lo habéis creado vosotros o somos Nosotros los creadores?” Corán 56:58-59.

b. Cuando las semillas de una planta, sin importar sus formas, caen en tierra fértil y el agua y el suelo las cubren; la consecuencia lógica sería que se pudran y descompongan; pues, una mínima porción de esa agua y tierra es suficiente para que la semilla se pudra y la combinación de ambos lo haría aún más. Pero el hecho es que la semilla no se descompone sino que se conserva. Al aumentar la humedad, la semilla se abre y de allí brota una planta. ¿No apunta eso acaso a un poder perfecto y completo de sabiduría? ¿Será este Señor Omnisciente y Omnipotente capaz de recoger partes del hombre y reconstituirlo? Dice Allah:

“¿Habéis reparado en vuestros sembradíos? ¿Sois vosotros quienes los hacéis brotar o somos Nosotros los germinadores?” Corán 56:63-64.

Un versículo similar en su significa es el que dice:

“Y podéis observar también a la tierra árida, que cuando hacemos que llueva sobre ella, ésta se remueve, se hincha y hace brotar toda clase de plantas bellas.” Corán 22:5.

6. El Creador Omnipotente y Omnisciente no produjo la creación por pura diversión para luego dejarla en vano. Dice lo si­guiente en el Sagrado Corán:

“y no hemos creado el cielo, la Tierra, y todo cuanto hay entre ellos en vano. Esto es lo que creen los incrédulos; pero ¡ay de los incrédulos! por [el castigo que les aguarda en] el Infierno.” Corán 38:27.

Allah produjo la creación por su gran sabiduría y un fin elevado. Dice lo siguiente:

“Por cierto que he creado a los genios y a los hombres para que Me adoren.” Corán 51:56.

Por lo tanto, no se debe comparar a quienes Le obedecen y Le desobedecen. Él dice:

“¿Acaso consideraríamos a los creyentes que obran rectamente igual que a los corruptores en la Tierra; o consideraríamos a los que temen a Allah igual que a los inmorales?” Corán 38:28.

Entonces, es parte de Su perfecta sabiduría y absoluto poder resucitar a la creación el Día de la Resurrección para recompensar a los seres humanos por sus acciones; recompensar a los que hicieron el bien y castigar a los que hicieron el mal. Dice Allah en su libro:

“Ante Él deberán comparecer todos, pues la promesa de Allah es verdadera. Él es Quien origina la creación y luego la reprodu­ce [el Día de la Resurrección] para retribuir con equidad a los creyentes que obraron rectamente. En cambio, los incrédulos beberán agua hirviendo y recibirán un castigo doloroso por su incredulidad.” Corán 10:4.

Creer en el Día de la Resurrección tiene grandes efectos tanto en el individuo como en la sociedad

Algunos de ellos son:

1. Hace que el hombre intente obedecer a Allah buscando la recompensa de ese Día y lo aleje de la desobediencia a Allah por temor al castigo de ese Día.

2. Creer en el Último Día consuela al creyente por la felicidad y el placer que se pierde en este mundo con el placer y la recompensa que anhela en el Más Allá.

3. Es por medio de creer en el Último Día que el hombre conoce su destino después de la muerte y sabe que obtendrá una buena recompensa por sus acciones si éstas son buenas, y será castigado si comete malos actos. Sabe que se le pedirá que rinda cuentas de sus actos; que se le solicitará restituir a aquellos a quienes hizo daño en este mundo y se le quitarán los derechos que él le quitó a quienes oprimió o perjudicó en este mundo.

4. Creer en el Último Día concreta la paz y la seguridad para la humanidad especialmente en estos tiempos en que hay una seguridad inadecuada y las guerras parecen no tener fin, porque creer en Allah y en el Último Día hace que el hombre se abstenga de provocarle el mal a otros, tanto en público como en pri­vado. Esa creencia se introduce en su corazón y lo hace dejar de lado las malas acciones.

5. Creer en el Último Día hace que el hombre se abstenga de cometer injusticias con los demás y violar sus derechos. Si las personas creen en el Último Día, estarán a salvo de cometer el mal a otros y sus derechos estarán protegidos.

6. Creer en el Último Día hace que el hombre vea a su morada terrenal como una de las etapas de la vida y no como la vida en sí misma.

Para concluir esta sección, citaremos las palabras de "Win Bet" un cristiano estadounidense que solía trabajar en una de las iglesias cuando adoptó el Islam y encontró el fruto de la fe en creer en el Último Día. Él dijo: "Ahora sé las respuestas a las preguntas que tuve durante toda mi vida. Las preguntas son: ¿Quién soy? ¿Qué quiero? ¿Para qué vine a este mundo? ¿Cuál es mi destino?"


Por: Dr. Muhammad bin ‘Abdullah As-Suhaym

Libro: El Islam Principios y Fundamentos.

Se encuentra usted aquí