Inicio
La Actitud Del Islam Respecto A La Mujer Situación Económica De La Mujer Musulmana
La Condición De La Mujer En El Islam El Casamiento Y El Divorcio
La Protección De La Violencia Doméstica Aspectos De La Vida Matrimonial En El Islam
Sobre Golpear A La Esposa Respuestas De La Jurisprudencia Islámica Para La Mujer
¿Que Brinda El Islam A La Mujer Occidental? La Vestimienta Islámica Honra A La Mujer
La Voz De Una Mujer En El Islam La Verdadera Personalidad De La Mujer Musulmana
Las Mujeres En El Da’wah

Aspectos de la vida matrimonial en el Islam

‘‘Este libro está dirigido a todo musulmán y musulmana que desea con su matrimonio complacer a Allah’’

En El nombre de Allah, Clemente, Misericordioso
1. El matrimonio según el Islam
2. El Matrimonio es una inclinación innata en el ser humano
3. Beneficios del matrimonio
4. El casamiento entre musulmanes y seguidores de otras religiones
5. Los roles de los esposos
6. La Sunnah en la noche de boda
7. ¿Cómo debe ser la relación marital?
8. Es recomendable realizar el wudu’ luego de la relación antes de dormir
9. Es permisible bañarse juntos
10. La prohibición de mantener relaciones sexuales durante el periodo menstrual
11. Lo permisible durante el periodo menstrual
12. ¿Cuándo se permite reanudar las relaciones luego de terminada la menstruación?
13. La prohibición de la sodomía
14. Métodos anticonceptivos
15. La homosexualidad
16. La prohibición de difundir secretos de alcoba
17. El aborto

1. El matrimonio según el Islam

   El matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer, bajo el compromiso y consentimiento mutuo de vivir juntos según las enseñanzas de su fe.

   En el Islam se les da participación a los familiares como consejeros cuando una persona busca un compañero de su vida. Y si bien los primeros contactos son hechos generalmente por los padres, la condición básica del consentimiento libre de los futuros cónyuges debe ser respetada.

   El Profeta Muhammad (sws)  aconsejo que la elección de los cónyuges sea basada en la castidad, decencia y religiosidad.

   Dijo (sws): “No os caséis por la belleza porque quizás este sea luego la causa del declive moral, ni lo hagáis por la riqueza porque quizás esta sea luego la causa de la desobediencia. Casaos con quienes provengan de familias religiosas.” [1]

   Y dijo también (sws): “Una mujer es desposada por cuatro razones: su riqueza, su linaje, su belleza y su religiosidad. Desposad a la religiosa, pues ello dará mayor seguridad al futuro de vuestro hogar.”[2]

2. El Matrimonio es una inclinación innata en el ser humano  

Allah (swt), creo al ser humano con la necesidad de tener un compañero que le inspire amor y cariño y lo contenga en momento de preocupación y tristeza.

Allah (swt) dice:  

"Y entre Sus signos esta haberos creado esposas de entre vosotros para que encontréis en ellas sosiego, y puso entre vosotros amor y misericordia. Por cierto que en esto hay signos para quienes reflexionan." (Los Bizantinos 30: 21)

El hombre siente la necesidad de una compañera que cuide de el, del hogar y d la educación de los hijos. De la misma manera, la mujer necesita de un hombre que viva con ella, la proteja y la acompañe.  

Relató Anas (ra) que tres hombres, al enterarse cuan aplicado era el Profeta (sws) en la adoración, aparentemente las pareció poco, y exclamaron:”Si el Profeta que le han sido perdonados todos sus pecados adora a Allah (swt) de esta manera, nosotros deberíamos hacerlo aun mas”. Entonces, dijo uno de ellos: “Por cierto que permaneceré orando todas las noches y no dormiré”. Dijo otro: “Yo ayunare todos los días de mi vida”. Y dijo el tercero: “Por cierto que me apartare de las mujeres y no me casare jamás”. Al enterarse de ello el Mensajero de Allah (sws) les dijo: “Por cierto que yo soy mas piadoso que vosotros, sin embargo ayuno algunos días y otros no, rezo durante la noche pero también duermo parte de ella, y contraigo matrimonio. Sabed que quien se aparta de mi Sunnah [3] no es de los nuestros.” [4]

Este Hadiz [5] indica que el celibato y la vida monacal son rechazados, porque contradicen de forma clara la naturaleza del ser humano.

3. Beneficios del matrimonio

a- La continuación legitima de la especie humana

El matrimonio es la vía correcta para la continuación de la raza humana y la conservación del parentesco.

Dice Allah (swt):

"¡Oh, humanos! Temed a vuestro Señor Quien os ha creado a partir de un solo ser, del que creo a su esposa e hizo descender de ambos muchos hombres y de mujeres. Temed a Allah, en Cuyo nombre os reclamáis vuestros derechos, y respetad los lazos de parentesco. Por cierto que Allah os observa." (Las Mujeres 4:1)

Y dice también:

"Allah ha creado esposas de vuestra misma especie, de las cuales creo hijos y nietos. Os ha proveído de todo lo bueno y beneficioso. ¿Es que creen en lo falso y niegan la gracia de Allah?" (Las Abejas 16:72)

El matrimonio brinda la seguridad de la pertenencia a una determinada familia. Mientras que encontramos hoy en día, en esta llamada sociedad moderna, que ya fuera denominada “barbarie moderna”, hijos abandonados, padres que no asumen su paternidad, madres adolescentes que recurren a cualquier medio para deshacerse de sus hijos “no deseados” señales evidentes de que el actual sistema de vida occidental no refleja la naturaleza del ser humano, ni sus cualidades innatas, sin ofrecer siquiera un modo digno y respetable para el futuro de la humanidad.

    El Mensajero de Allah (sws) dijo: “!Oh, jóvenes! Quien de vosotros que este en condiciones [físicas y económicas] para casarse que lo haga, pues el matrimonio preserva la mirada, y es una protección contra la fornicacion.” [6]

b- La tranquilidad y la serenidad

  Una vida matrimonial armoniosa brinda a los cónyuges tranquilidad y serenidad, y transmite a los hijos la confianza y el cariño que lo hará crecer en un ambiente de paz y seguridad, contribuyendo a su mejor desenvolvimiento en la vida.

Dice Allah (swt):

"Y entre Sus signos esta haberos creado esposas de entre vosotros para que encontréis en ellas sosiego, y puso entre vosotros amor y misericordia. Por cierto que en esto hay signos para quienes reflexionan." (Los Bizantinos 30: 21)

c- Evita la promiscuidad y la transmisión de enfermedades venéreas 

   El comportamiento promiscuo es algo totalmente inaceptable, ya que trae aparejado enfermedades fisicas y psicológicas en los miembros de la familia.

Dice Allah (swt):

   "Guarden continencia quienes no pudieron casarse, hasta que los enriquezca Allah con Su gracia."  (La Luz 24: 33)

  El HIV se transmite principalmente por la promiscuidad, la homosexualidad y el abuso de drogas; todos estos factores están terminantemente prohibidos en el Islam. Sin embargo, hoy en día, cualquiera que declare que la homosexualidad es un estilo de vida pervertido, algo que como musulmanes debemos, es acusado de intolerante. Los musulmanes creemos que tal comportamiento ha sido prohibido por Allah (swt) por razones justas, y que ignorar Su guía acarreara efectos nocivos sobre la sociedad. El concepto que constituye “el comportamiento aceptable” en la sociedad moderna necesita ser redefinido. Se dice a menudo que si deseas conocer el futuro, observa en el pasado: La historia muestra que grandes civilizaciones se derrumbaron una vez aceptada la homosexualidad como comportamiento normal.

  Trágicamente, el HIV se ha extendido ahora a inocentes a través de maridos y esposas infieles, transfusiones de sangre infectada, y también a niños nacidos de padres portadores del virus.

   La comunidad científica debe encontrar la cura para el HIV (QUE Allah LO facilite) para ayudar a aquellos infortunados que la contrajeron. Ese esfuerzo es una necesidad humanitaria. Sin embargo, mientras científicos y médicos intentan descubrir una cura, el Islam puede informar sobre el origen de esta enfermedad.

  El Profeta Muhammad (sws) dijo: “Cuando se propaga la obscenidad y la fornicacion sobrevienen nuevas enfermedades.” [7]  

4. El casamiento entre musulmanes y seguidores de otras religiones

   Al referirnos al casamiento de musulmanes con seguidores de otras religiones debemos considerar, antes que nada, el Mensaje del Islam para así comprender su posición.

   El Islam exhorta a creer en una sola divinidad, a abandonar la idolatría, y a seguir la guía profética, por ello prohíbe el casamiento entre musulmanes e idolatras.

Dice Allah (swt):

"No os caséis con las idolatras a menos que acepten la fe; una esclava creyente es mejor que una idolatra aunque os guste, y no caséis a los idolatras con vuestras mujeres a menos que acepten la fe; un esclavo creyente es mejor que un idolatra aunque os guste. Ellos conducen al Infierno, mientras que Allah os promete el Paraíso con Su anuencia y el perdón y aclara Sus preceptos a los hombres para que recapaciten." (La Vaca 2:221)

Este versículo determina que el casamiento tanto de un musulmán con una idolatra, como una musulmana con un idolatra, esta estrictamente prohibido.

En cambio, esta permitido a los musulmanes varones contraer matrimonio con mujeres de religión judía o cristiana.

Dice Allah (swt):

   "Y [se os ha permitido casaros con] las mujeres recatadas de entre las creyentes y las recatadas de entre aquellos que recibieron el Libro [judíos y cristianos] antes que vosotros, a condición de que les deis su dote para casaros con ellas, no para fornicar o tomarlas como amantes." (La Mesa Servida 5: 5)

   El Islam concede libertad de culto,  por consiguiente permite a los musulmanes varones contraer matrimonio con judías o cristianas, quienes serán libres de profesar su religión. Debido a que los musulmanes creen en los Mensajes de Moisés (as) y Jesús (as), jamás insultaran su religión ni desconocerán sus obligaciones religiosas. Pero esta tolerancia no se encuentra en otras religiones, por ello el Islam, por considerar que no tendrían las garantías suficientes para profesar su religión libremente y educar a sus hijos como musulmanes, lo cual es una condición indiscutible. Ello debido a que ni los judíos ni los cristianos creen en el Mensaje de Muhammad (sws).

   Anteriormente expusimos que la principal virtud a considerar para el matrimonio era la religiosidad del posible cónyuge, por lo que siempre una mujer musulmana será mejor que una que no lo es.

   Por otro lado, si los musulmanes varones optan por casarse con judías o cristianas, obligan a las musulmanas a permanecer solteras o, lo que es peor aun, casarse con quienes el Islam ha prohibido.

El matrimonio temporal (muta’)

   El matrimonio en el Islam es un compromiso serio, fuerte, que nace de la intención de permanecer unidos de por vida.

   En cambio el matrimonio temporal (muta’) es una relación temporal, la cual no cumple con las expectativas que el Islam ha depositado en el matrimonio.

   Este tipo de relación, fue en un principio permitida por el mensajero de Allah (sws), para ser definitivamente prohibida al terminar de establecerse la ley Islámica. Su prohibición fue progresiva de la misma manera que lo fue la prohibición de los embriagantes. En un principio y por tratarse de una sociedad donde la fornicacionera moneda corriente, el matrimonio temporal (muta’) fue permitido, y luego prohibido definitivamente.

   Relato Subra Al Yubani (ra): “Estuve junto al Mensajero de Allah (sws) durante la Conquista de Makkah, donde permitió el matrimonio temporal. Pero no abandono (la ciudad de la Makkah) sin haberlo prohibido definitivamente”. Acorde a otro relato: “Fue prohibido por Allah hasta el Día del Juicio Final.” [8]

5. Los roles de los esposos

   El Islam, considerando las diferencias físicas y emocionales existentes entre el hombre y la mujer, asigno a cada cónyuge su rol.

   El marido es el responsable de mantener a la familia, mientras que la esposa es responsable de los asuntos del hogar. Y aunque la esposa poseyera un mayor poder económico que su marido, bajo ningún punto de vista tiene la obligación de mantener a la familia, aunque puede hacerlo si así lo desea. El Islam no reconoce la dominación de un sexo sobre otro.

   La ley islámica concede a la mujer el derecho a la propiedad y a la administración de sus propias ganancias, aun luego del matrimonio, pudiendo compartirlas con su marido, casada o soltera, es una persona en plena facultad de ejercer sus derechos.

   La ley islámica precede a las modernas leyes occidentales en trece siglos, concediéndole a la mujer musulmana como eterna sirviente de la casa, sin espiritualidad, ni personalidad, sin intereses o desarrollo personal, no tiene ningún asidero en las enseñanzas islámicas. Hombres y mujeres son completamente iguales en términos de responsabilidad ante Allah (swt). Sin embargo. Iguales no significa “las mismas responsabilidades”.

  Aunque en la practica, en un hogar musulmán las mujeres realizan generalmente el trabajo domestico, este no es un requisito legal, normalmente proviene de que el marido es el responsable del sustento de la familia. Los hombres deben, sin embargo, ayudar a sus esposas en los quehaceres de la casa, siguiendo el ejemplo del Profeta (sws) que ayudaba a sus esposas y remendaba incluso su propia ropa.

  Hombres y mujeres tienen la obligación de contribuir con la sociedad desarrollando sus aptitudes y habilidades, siempre dentro de los límites trazados por el Islam. La mujer cumple roles esenciales dentro de la sociedad en educación, medicina, asistencia social y religiosa. Durante la vida del Profeta (sws) las mujeres eran activas en la lucha contra el paganismo, participaban en la atención medica a enfermos, enseñaban a leer y escribir, y otras. A’isha (ra) esposa del Profeta (sws), era experta en jurisprudencia islámica.

   Los esposos tienen la responsabilidad de satisfacer sus necesidades sexuales entre si y no debe existir ninguna relación extramatrimonial. El adulterio y la fornicacion no solo son pecados serios sino también, ante la ley islámica, un delito grave. La razón de esta prohibición es obvia; la destrucción de la familia como resultado del comportamiento irresponsable del adulterio y la fornicacion no solo son pecados serios sino también, ante la ley islámica, un delito, un delito grave. La razón de esta prohibición es obvia: la destrucción de la familia como resultado del comportamiento irresponsable del adulterio.

   El Profeta (sws) desalentó todo cuanto pudiese llevar a la promiscuidad, diciendo:”La fornicacion del ojo es la mirada, la de la lengua es la palabra y la del pie es dirigirse a lo que Allah ha prohibido.” [9]

6. La Sunnah en la noche de boda

Es recomendable para  la pareja orar  dos rak’as [10] juntos en su noche de bodas.

Cuando Abu Sa’id (ra) contrajo matrimonio, ibn Mas’ud. Abu Dharr y Huhaifah (ra) le dijeron: “Cuando tu y tu esposa estéis a solas orad dos rak’as juntos, luego de ello pidele a Allah que te agrade con lo mejor de ella y te proteja del mal que pudiera haber en su alma”. [11]

Dijo el Profeta (sws): “Cuando vayáis a consumar el matrimonio poned la mano sobre la frente de vuestras esposas, mencionad l nombre de Allah (swt), y decid: “!Oh, Allah! Te pido que me agracies con el bien que hay en ella, y con las virtudes que la has dotado; y me refugio en Ti del mal que hubiere en ella y de sus malas inclinaciones.: [12]

También, es recomendable decir antes de iniciar la relación sexual: en el nombre de Allah; ¡Oh, Señor! Aparta al Satanás de nosotros de cuanto nos concedas.” [13] [o sea, apártalo de nuestro hijo si nace de esta relación].

Dijo el Profeta (sws): “Luego de esta suplica, si Allah decreta para ellos un niño. Satanás nunca podrá perjudicarlo.” [14]

7. ¿Cómo debe ser la relación marital?

La relación sexual es permitida en cualquier posición, siempre y cuando la penetración se realice por vía vaginal. Al respecto Allah (swt) dice:

"Vuestras mujeres son como un campo de labranza, sembrad, pues vuestro campo [mantened relaciones con ella] de la manera que queráis." (La Vaca 2: 223)

 El Profeta (sws) dijo: “De frente o de espalda, siempre que sea por la vagina.” [15]

Ibn ‘Abbâs (sws) relato que los Ansâr [16] que anteriormente  habían sido politeístas y convivido con los judíos, solían mantener relaciones con sus esposas solamente de frente como lo hacían los judíos, a diferencia de los musulmanes de la ciudad de La Makkah quienes disfrutaban con sus mujeres de frente, de espaldas, o arrodillados. Cuando estos emigraron a Medina, uno de ellos tuvo problemas al contraer matrimonio con una musulmana de los Ansar, puesto que esta se negaba a tener relaciones en otra posición. Cuando esta disputa le fue transmitida al Profeta (sws), Allah le revelo la aleya mencionada.

8. Es recomendable realizar el wudu’ [17] luego de la relación antes de dormir

Es aconsejable para la pareja no dormir luego de tener relaciones hasta antes de haber realizado el wudu’, ‘Aishah (ra) narro: “Siempre que el Profeta deseaba comer o dormir luego de haber mantenido una relación y antes de realizar el gusl [18], lavaba sus partes pudendas y realizaba el wudu.” [19]

En una oportunidad, Ibn ‘Omar (ra) le pregunto al Profeta (sws): “Oh, Mensajero de Allah! ¿Podemos ir a dormir en estado de Yanabah [20]?  Y el Profeta (sws) le contesto: “Si, luego de realizar el wudu.”[21]

Y en otra versión: “Si, y realiza el wudu si lo deseas”.

Es decir que el wudu no es obligatorio pero si muy recomendable.

Relató ‘Ammâr Ibn Iâsir (ra) que el Profeta (sws) dijo: “Hay tres personas a los que los Ángeles jamás se acercan: El cadáver de un incrédulo, el hombre que lleva perfume de mujer y quien ha mantenido relaciones sexuales hasta que realice el wudu”. [22]

También es recomendable que quien haya mantenido una relación sexual y desee tener otra a continuación, realice el wudu. El Profeta (sws) dijo: “Cuando uno de vosotros mantenga una relación con su esposa y desee tener otra seguidamente, que realice el wudu entre ambas”. [23]

En otra narración: “… que realice el wudu porque esto lo vigorizara”.

9. Es permisible para la pareja bañarse juntos, al tiempo que ambos observan, uno al otro, sus partes intimas.

Narró ‘Aishah (ra): “Solía bañarme con el Profeta (sws) con un solo recipiente de agua que se encontraba entre ambos, de tal manera que nuestras manos chocaban dentro de el. El competía conmigo por lo que yo le decía: ¡Deja algo para mí! ¡Deja algo para mí! Y ambos nos encontrábamos en estado de yanâbah¨.[24]

Relato Mu’âuiah Ibn Haida (ra) que le pregunto al Mensajero de Allah (sws): “ ¿Ante quien nos es permitido desnudarnos?” El Profeta (sws) le contesto: “Solo puedes desvestirte ante tu esposa” Inquirió: “!Oh mensajero de Allah! ¿Qué sucede si otros parientes viven con nosotros?” El Profeta (sws) le dijo: “Debes asegurarte que nadie te vea desnudo” Dijo: “!Oh Mensajero de Allah! ¿Y cuando me encuentro solo?” Le contesto (sws): Allah es mas digno de tu pudor que las personas”.

10. La prohibición de mantener relaciones sexuales durante el periodo menstrual

Allah (swt) prohibió las relaciones sexuales durante el periodo menstrual. Dice en el Sagrado Coran:

"Y te preguntan acerca de la menstruación. Di: Es una impureza; absteneos, pues, de mantener relaciones maritales con vuestras mujeres durante el menstruo. Y no mantengáis relaciones con ellas hasta que dejen de menstruar, y cuando se hayan purificado hacedlo como Allah os ha permitido [por la vía natural]; ciertamente ama a los que se arrepienten y purifican." (La Vaca 2:222)

También, el Mensajero de Allah (sws) lo prohibió de manera explicita.  En reiteradas ocasiones dijo: “Quien mantenga relaciones sexuales durante el periodo menstrual. O penetre a su mujer por vía anal, o consulte a un adivino y crea lo que le dice, habrá rechazado cuanto le ha sido revelado a Muhammad.” [25]

Narró Anas Ibn Malik (ra): “Entre los judíos, cuando sus mujeres estaban en el periodo menstrual, las expulsaban de la casa, no comían ni dormían con ellas. Al ser preguntado el Profeta (sws) acerca de esta costumbre dijo: “Convivid normalmente con ellas, y disfrutad de todo [refiriéndose al comportamiento sexual], excepto de la penetración”. [26]

Quien quiera que fuera superado por el deseo y mantenga relaciones sexuales durante el periodo menstrual debe expiar esta falta con sincero arrepentimiento y realizando una caridad equivalente a 4, 25 o 2,125 gramos de oro.

Narró‘Abdullah Ibn ‘Abbas (ra) que el Profeta (sws) dijo a una persona que había mantenido relaciones sexuales con su esposa durante el periodo menstrual: “Ofrece un medio dinar de caridad” [27]

11. Lo permisible durante el periodo menstrual

Esta permitido todo lo que la pareja desee hacer para disfrutar uno del otro excepto la penetración y el contacto directo de las partes intimas.

Dijo el Mensajero de Allah (sws): “…disfrutad de todo [refiriéndose al comportamiento sexual] excepto de la penetración”. [28]

También relató‘Aishah (ra): “Cuando me encontraba en el periodo, el Profeta me indicaba que me cubriera desde la cintura hasta la rodilla con una tela, de tal manera que pudiera entonces acostarse a disfrutar conmigo”. [29]

12. ¿Cuándo se permite reanudar las relaciones luego de terminada la menstruación?

Se permite reanudar las relaciones cuando el flujo de sangre se haya detenido totalmente y quede la mujer libre de todo resto de sangre. Es recomendable que previamente la mujer realice el gusl, o en su defecto el wudu.

Dice Allah (swt) en el Coran:

"Y cuando se hayan purificado hacedlo como Allah os ha permitido [por vía natural]; ciertamente Allah ama a los que se arrepienten y purifican" (La Vaca 2: 222)

13. La prohibición de la sodomía

Allah (swt) dice:

"Vuestras mujeres son como un campo de labranza, sembrad, pues vuestro campo [mantened relaciones con ellas] de la manera que queráis." (La Vaca 2: 223)

El campo de labranza es una metáfora que alude al lugar donde el feto crece y se desarrolla, es decir el útero, y no el ano, puesto que no es lugar de fertilidad.

Narro Juzaima Ibn Zabit (ra): “Un hombre le pregunto al Profeta (sws) sobre penetrar a su mujer de espaldas, y el le contestó: “Es licito”. Y cuando el hombre se dio vuelta para partir, el Profeta (sws) lo llamo y le pregunto: “¿Que has dicho? ¿A cual de las dos vías te referías? Si lo que intentabas decir fue de espaldas y por su vagina, entonces si, es licito. Pero su lo que quisiste decir fue de espaldas y por su vía anal, entonces no, no es licito. Por cierto que Allah no se avergüenza de la verdad. ¡No penetréis a vuestras mujeres por vía anal!”. [30]

También dijo el Profeta (sws): “Allah no mirara a quien penetre a su esposa por el ano”. [31]

14. Métodos anticonceptivos

Sin duda que el Islam ha fomentado en los musulmanes el concepto de familia numerosa, y ha bendecido la llegada de los hijos, varones y mujeres, pero también ha permitido la planificación familiar.

Esta permitido recurrir a algunos métodos anticonceptivos, siempre que exista alguna causa que lleve a la pareja a considerar esta medida, y la misma sea tomada de común acuerdo.

El Mensajero de Allah (sws) autorizo a sus compañeros a realizar el coitos interruptus en vida del Mensajero de Allah (sws), mientras el Coran era revelado, y Allah no lo prohibió”. [32]

1.  Cuando el embarazo o el parto pone en riesgo la vida o la salud de la madres.

Dice Allah (swt):

"Y no os autodestruyáis"  (La Vaca 2: 195)

Dice También:

"No os matéis unos a otros. Allah es Misericordioso con vosotros." (La Vaca 4:29)

2.   Ante el temor de que un nuevo embarazo perjudique a un hijo que todavía se amamanta.

   El mensajero de Allah (sws) considero el embarazo d la mujer que amamanta como una traición, ya que u nuevo embarazo truncaría la lactancia del bebe, exponiéndolo a posibles enfermedades por falta de defensas que solamente la leche materna provee.

  Encontramos que en la actualidad existen métodos que impiden el embarazo logrando así los dos objetivos que se propuso el Mensajero de Allah (sws): Proteger al bebe que se amamanta sin perjudicar la vida sexual de la pareja.

Métodos de control de natalidad

  Los métodos de control de natalidad disponibles hoy no son en su totalidad lícitos, por lo que es una obligación saber la opinión del Islam respecto de cada método.

Planificación familiar natural

  La planificación familiar natural, antes llamada método del ritmo, o método de Billing, se basa en la abstinencia de contacto sexual durante los días fértiles de la mujer. Su efectividad depende de la exactitud en el cálculo de los momentos en que ovula la mujer, es decir su ritmo. El cálculo se efectúa controlando los cambios de la temperatura corporal de la mujer para conocer el momento de la ovulación, o identificando los cambios de la mucosidad cervical que indican la ovulación, o ambos.

  Este método por la posibilidad de ser homologado al coitos interruptus se considera lícito.

Métodos de barrera

  Los métodos de barrera en la mujer consisten en el bloqueo del útero para impedir la entrada del esperma. El mas empleado es el diafragma. Este dispositivo esta libre de efectos secundarios.

  En el hombre el método es el preservativo, que tampoco necesita supervisión médica y carece de efectos secundarios.

  Ambos métodos se consideran homólogos al que utilizaban los compañeros del Mensajero de Allah (sws), y por lo tanto son lícitos.

El DIU

  El dispositivo intrauterino, o DIU es un diminuto alambre de plástico o metal que se coloca en el útero.

  Este dispositivo genera un conflicto a la hora de establecer su legitimidad de uso ya que el Islam considera sagrada la vida desde el momentote la concepción.

  Si el mismo es abortivo [33] entonces es ilícito, caso contrario [34] es licito.

Métodos químicos

  Los anticonceptivos orales como la píldora son sustancias químicas que funcionan alterando el modelo hormonal normal de la mujer para que no se produzca la ovulación. La píldora durante muchos años fue la forma más popular y sencilla de control de natalidad.

  Este método puede ser utilizado con dos condiciones esenciales: la primera mencionada con anterioridad, es el mutuo acuerdo, y la segunda es que la mujer que los ingiera no encuentre efectos secundarios perjudiciales para su salud.

Esterilización quirúrgica

  Otra forma de control de natalidad es la esterilización quirúrgica. En la mujer esto se efectúa cortando y ligando las trompas de Falopio, los conductos que llevan al óvulo del ovario al útero. Esta operación se llama ligadura de trompas. En el hombre, la esterilización se lleva a cabo cortando los dos conductos diferentes que llevan el esperma de los testículos al pene. Este procedimiento se llama vasectomía.

  Ambos procedimientos se consideran ilícitos en primera instancia, salvo que exista una necesidad medica.

15. la homosexualidad

  El Islam prohíbe la práctica de la homosexualidad ya sea entre hombres o mujeres, y la considera un pecado grave.

Dice Allah (swt) en el Coran:

  "Y también enviamos a Lot [a Sodoma], quien dijo a su pueblo: ¿Cometéis una inmoralidad de la que no hay precedentes en la humanidad? Satisfacéis vuestros deseos con los hombres en vez de las mujeres: en verdad sois desvergonzados." El Muro Divisorio" (7: 80-81)

  "¿Os llegáis a los varones, de las criaturas, y descuidáis a vuestras esposas, que vuestros Señor ha creado para vosotros? Sois gente que viola la ley." Los Poetas 26: 165-166)

  "Y a Lot. Cuando dijo a su pueblo: ¡Cometéis aberraciones a sabiendas! ¿Buscáis el deseo carnal en los hombres, en lugar de buscarlo en las mujeres? Sois gente ignorante." (Las Hormigas 27: 54-55)

  Estos versículos se refieren a la sociedad del Profeta Lot (as) a quien Allah (swt) envió para que  advirtiese sobre su erróneo proceder, pero ellos ignoraron tales advertencias, y como consecuencia Allah (swt) ordeno a Lot (as) que abandonara la ciudad junto con su familia, y luego el pueblo de Sodoma fue destruido en su totalidad a causa de su incredulidad y la practica de la homosexualidad.

  El Islam prohíbe las practicas homosexuales, pero no busca perseguir a aquellos con tales inclinaciones sino que recomienda a quienes sientan este tipo de deseo lo tomen como una enfermedad y un desvío, y busquen la ayuda de un guía espiritual o de un profesional, para poder así controlar y curar dichas inclinaciones.

16. La prohibición de difundir secretos de alcoba

  Se prohíbe a los esposos difundir cualquier secreto de alcoba, o hacer comentarios descriptivos sobre sus relaciones a quien fuere.

  Dijo el Mensajero de Allah (sws) al respecto: “Entre las peores personas para Allah (sws) en el Día del Juicio estará el hombre que después de mantener relaciones con su esposa divulga sus secretos”. [35]

17. El aborto

  Toda vida humana es sagrada en el Islam, desde la concepción hasta la muerte. Solo Allah (swt) es Quien puede determinar cuando la vida debe comenzar y cuando terminar.

  Nuestros cuerpos pertenecen al Creador, y ni hombres ni mujeres tienen el derecho de maltratarlos.

  El suicidio, la eutanasia (“suicidio asistido” o muerte misericordiosa”) y el aborto son prohibidos en el Islam.

  No existen en el Coran ni en la Sunnah del Profeta Muhammad (sws) referencias que indiquen la legalidad del aborto. Por el contrario, encontramos versículos que claramente condenan el asesinato de bebes, niños hombres y mujeres.

"No mataréis a vuestros hijos por temor a la pobreza, Nosotros nos encargamos de vuestro sustento y el de ellos." (Sura Los ganados 6:151)

  "No matareis a vuestros hijos por temor a la pobreza. Nosotros somos Quienes les sustentamos y a vosotros también. Matarles es un pecado gravísimo." (El Viaje Nocturno 17:31)

  "Quien mata a una persona sin que esta haya cometido un crimen o sembrado la corrupción en la tierra es como si matase a toda la humanidad."  (La Mesa Servida 5:32)

  El Islam ordena que al concebirse el embarazo este sea sostenido durante toda su gestión. Cada concepción es legitima y cada embarazo es deseado; no existe el así llamado “embarazo no deseado”. Cada hijo es considerado un regalo de Allah (swt).

En el Islam todo embrión posee los siguientes derechos:

  • El derecho a la vida desde la concepción.
  • El derecho a una buena nutrición.
  • El derecho a no ser dañado (por cigarro, bebidas alcohólicas, drogas, o cualquier sustancia peligrosa).
  • El derecho a pertenecer a una familia.
  • El derecho a heredar de sus parientes acorde a la legislación Islámica.
  • El derecho a recibir ayuda a cualquier persona ajena a su familia.

  Todos estos derechos fueron establecidos por el Islam para los niños hace mas de mil cuatrocientos años.

  Ibn Taimiah, uno de los grandes sabios del Islam, dijo: “Es el consenso general de los eruditos [fuqaha] que en el aborto es prohibido”.

  Al Gazzali, otro gran sabio musulmán, indico que es un crimen perturbar el desarrollo del embrión.

  Lamentablemente el aborto es encubierto bajo rótulos como: “Salud reproductiva”. “derechos reproductivos”, “Control de fertilidad”, “Control de natalidad”, e incluso    “Derechos humanos”, en la clara contradicción con el postulado donde las Naciones Unidas expresara en su carta Universal de la Declaración de los Derechos Humanos que “Todo ser tiene derecho a la vida”. Los musulmanes respetamos la decisión individual de la mujer y su pareja, pero disentimos rotundamente con los pro-abortistas que se escudan tras “Los Derechos de la Mujer” y la “Planificación Familiar” ¡para promover el aborto!

  Para la mujer, el aborto nunca es “seguro”, porque mientras mas allá de asesinar al feto, causa a menudo daños físicos y psicológicos como: el síndrome pos-aborto, depresión, esterilidad, infecciones, cáncer, e incluso en frecuente numero de casos muerte o suicidio.


[1] Ibn Mayah 1859
[2] Bujari 5090, Muslim 1466
[3] Tradición del Profeta Muhammad (sws). Plural: Sunan
[4] Bujari 4675
[5] Termino con el que se designa todo dicho, acto y aprobación del Profeta Muhammad (sws), transmitido como una tradición profética. Plural: Ahadiz
[6] Bujari 1806, Muslim 1400
[7] Ibn Mayah 4019
[8] Muslim
[9] Abu Daud 2152
[10] Unidad individual de Salah compuesta por: la lectura de Al Fatihah de pie, una inclinación y dos prosternaciones. Plural: Raka’at
[11] Ibn Abu Shaibah
[12] Abu Daud 2/248, Ibn Mayah 1/617
[13] Bujari 6/141, Muslim 2/1028
[14] Bujari 6/141, Muslim 2/1028
[15] Ahmad 1/268
[16] Socorredores. Habitantes de Medina que respondieron al llamado del Profeta (sws) y lo auxiliaron.
[17] Ablución menor: lavado que debe realizarse antes de hacer el Salah o leer el Sagrado Coran.
[18] Ablución mayor: Lavado total del cuerpo. Purificación ritual que se debe hacer en ciertas circunstancias para poder realizar algunos actos de adoración, tales como el Salah.
[19] Bujari 288
[20] Estado mayor de impureza ritual que requiere de un baño completo o gusl.
[21] Bujari 289
[22] Abu Daud 4174
[23] Muslim308
[24] Muslim 321
[25] Ibn Mayah 639
[26] Abu Daud 255
[27] Tirmidhi 135
[28] Abu Daud 67/1
[29] Bujari
[30] Ibn Mayah 1924
[31] Ibn Mayah 1923
[32] Ibn Mayah 1927
[33] Si interfiere en la implantación del óvulo fecundado en las paredes del útero.
[34] Si al impedir la implantación del óvulo, a su vez impide la fecundación.
[35] Muslim 1437
Muhammad Isa Garcia